Inicio Grupo 1 HAPPY WEEKEND. Del trío Putumayo-Zascandil-Atty Persse a Royal Ascot y el Horse...

HAPPY WEEKEND. Del trío Putumayo-Zascandil-Atty Persse a Royal Ascot y el Horse Racing Festival de HZ

223
Compartir

A las puertas ya del mejor meeting del mundo, resulta difícil hablar de cualquier otra cosa que no sea lo que nos espera en Royal Ascot desde el martes 18 al sábado 22 de este mes de junio. Quizá este año sean especialmente destacables determinadas ausencias, empezando por la de Enable (Nathaniel), cuya puesta en marcha esta temporada se esperaba para esta emblemática semana, pero viendo lo que se está configurando para cada uno de los cinco días de la reunión, quedarse con lo que no veremos en pista es casi un crimen. Se avecinan grandes momentos y en esta ocasión, a priori, los puntos álgidos de este inigualable festival de las carreras los encontraremos el miércoles en el Prince of Wales’s, en el que se anuncian reapariciones del fuste de las de Masar (New Approach) o Sea of Class (Sea the Stars), junto con las comparecencias de Magical (Galileo) o Waldgeist (Galileo), y el jueves en la Gold Cup, donde veremos hasta qué punto el hermano de nuestra Bali Beach (Farhh), el creciente Cross Counter (Teofilo), es capaz de plantarle cara al gran stayer del momento, el estupendo Stradivarius (Sea the Stars). Todo esto sin menoscabo del duelo Too Darn Hot (Dubawi) – Phoenix of Spain (Lope de Vega) en el St. James’s Palace del martes; la reválida de Hermosa (Galileo) en el Coronation del viernes; los primeros stakes para la generación de 2017, etcétera. Royal Ascot, en fin, es lo más y cuando empieza a lucir, eclipsa todo lo demás. Para tener una visión global al menos de las carreras de Grupo 1 del ciclo, recomendamos la lectura de la previa del excelente analista Pedro Mercado en el portal Masdehipódromos (pinche aquí).

Testando fuera

Einar (George Vancouver) nos dejó fríos en su vuelta a la competición en Francia después de hacerse con el Cimera. Cierto es que la Poule española la ganó no solamente por sus virtudes sino sobre todo por las de su jockey y por el recorrido en ventaja que supo darle, a diferencia del que recibieron algunos rivales que en otras condiciones probablemente habrían estado delante, pero con todo eso también pensábamos que el caballo estaba en progreso y que el valor que traía de Francia se le quedaba pequeño, cosa que ha desmentido a la siguiente, tras lo cual va a correr este sábado 15 un reclamar de 9.500 € y con precio de venta de 11.000 €, lo cual no deja de ser un poco humillante. Most Empowered (Soldier of Fortune) sí que cumplió ganando en empate otro reclamar (defendida en 27.000 €) y corriendo una vez más en el sólido valor 41 que le deja a las puertas del Listed. Y finalmente Virka (Sepoy), brillante triunfadora del Beamonte, ha sido segunda en el Derby du Languedoc (Listed) de Toulouse, una carrera escasa de participación y muy al límite de nivel pero en el que la potra, en la cuarta actuación de su vida, consiguió la negrita menor para Fernando Hernández Font, confirmó su aptitud para estos metrajes y su buen remate y dio otro pasito adelante que obliga a pensar que todavía tiene un margen de progreso interesante, de modo que sí es la suya una performance que nos satisface.

Y testando en casa, San Sebastián, acto II

Mientras tanto, un valor 39 en el país galo importado por Diego Sarabia, en este caso Merisi (Elusive Quality), se impuso con comodidad en la carrera de mayor relevancia de la segunda jornada de San Sebastián, el miércoles, 12, superando con solvencia a caballos de nivel parecido, y si bien la floja actuación de Obanos (Pivotal), al que probaron sin anteojeras, no debe tenerse en cuenta, este resultado fue una prueba más de que no es acertado hacer una equivalencia directa entre el valor de los caballos en Francia y en España, aunque las escalas sean aparentemente las mismas.

En Lasarte, por otro lado, llamó la atención en una jornada sin grandes apariciones el recortado alazán Alexander (Motivador), un potro en progreso que ganó con mucha solvencia y gustando por el estilo más que la semana anterior, cuando se hizo con la segunda parte del hándicap. Parece un caballo con posibilidades de ser bastante divertido y útil. En las cuatro carreras de PSI que se disputaron ganaron los cuatro jockeys que encabezan la Estadística (Janacek, Sousa, Gelabert y Fayos), un hecho algo más que curioso que merece ser destacado. (Pinche aquí para acceder a los resultados de la jornada).

Astronaut y Bielva
El “Motorista” Fayos y Astronaut se imponen a Bielva en el Celtic Rock después de una recta de mucha pericia… y algo temeraria. Foto: Rafael Lorente.

Madrid: del “Motorista” Fayos a la consagración de Gelabert III

Hay quien parece gustarse lamentando las buenas actuaciones de los visitantes en nuestras mejores carreras y la escasa calidad que infieren en nuestra cabaña debido a esos duelos perdedores, pero en Grupo 1, manteniendo que la calidad de nuestros caballos está por encima de lo que nos correspondería por volumen, por desarrollo y por masa crítica de seguidores, preferimos seguir insistiendo en que estamos viviendo una temporada de Primavera fantástica, y también tranquila, en la que el espectáculo está resultando más que notable y con momentos muy destacables en cada jornada, sin excepción. El tiempo ha acompañado, el lleno del hipódromo ya es prácticamente sistemático, no ha habido que lamentar incidente alguno y la pista, sobre la que se ha hecho un trabajo encomiable, ha podido recuperarse perfectamente de tanto destrozo que sufrió en 2018 y ha vuelto a estar francamente bien. Y en esta línea, el domingo pasado hubiera bastado la recta final en zigzag de Astronaut (Olympic Glory), al que Fayos condujo con audacia y tremenda valentía (ver a continuación el vídeo, y observar sobre todo la toma aérea del dron), como si pilotara una moto de gran cilindrada, para dar por buena la jornada (pinche aquí para acceder a los resultados), pero además de eso vimos a Truhán (Dream Ahead) confirmando su calidad en su segunda salida; al adorable Cuppacoffee (Intense Focus) imponiéndose en la primera parte del dividido en final eléctrico y con 64,5 kilazos; a Bielva (Charm Spirit) volviendo a su ser; a la tres años Nina Petrovna (Havana Gold) repitiendo triunfo en hándicap contra los viejos; a Cova Boville llevando con manos de seda a la complicada Celestin’s (Cacique)… y un carrerón formidable en el Premio Rheffíssimo que nos regaló al final una llegada preciosa.

Velayos, Corpa, Villapadierna y Rheffíssimo han encadenado Ioannes Osorio y Jaime Gelabert con Axioco (Pyrus), Tuvalu (Schirocco) y Putumayo (Myboycharlie). La calidad del preparador para hacer estas cosas ya la conocemos desde hace mucho tiempo, pero esta primavera está siendo la de Jaime, que lo está bordando una y otra vez con recorridos diferentes, corriendo en punta, en vanguardia, en reserva e incluso último. En este caso se puede decir que de casta le viene al galgo, pero lo cierto es que el repertorio de recursos del joven Gelabert se ha multiplicado en los últimos meses y su asociación con Osorio y su trabajo en El Soto es evidente que están acelerando su crecimiento como jockey, un oficio durísimo en el que no basta con tener las condiciones y las facultades, y ni siquiera con la suerte que hace falta siempre en la vida, sino que exige mucha concentración y humildad. La carencia de estas últimas virtudes ha hundido muchos talentos de la fusta y sin embargo Jaime está avanzando, quemando etapas y está rozando una consagración que será, a nivel deportivo, una de las mejores noticias para las carreras españolas en mucho tiempo.

Putumayo, Premio Rheffíssimo
Putumayo y Jaime Gelabert, en primer término, se disponen a cazar a Zascandil y a Atty Persse en el Rheffíssimo. Foto: Rafael Lorente.

Atty Persse (Frankel), que en su debut con victoria en el Gran Hipódromo de Andalucía no nos transmitió mucho, corrió este Premio Rheffísimo como si llegara tarde a casa, con una acción sensacional en la recta de enfrente y le faltó muy poco, casi nada, para sorprendernos a todos para ganar con un carrerón de época. Sus prisas hicieron que el tiempo de la carrera fuera tres segundos inferior al del Villapadierna y uno y pico que el del Beamonte. Le faltó una pizca de fuelle en los últimos cincuenta metros, lógico viendo su reciente currículo, y fue cazado primero por Zascandil (Motivator) y en el último suspiro por este Putumayo sobre el que Jaime midió otra vez de forma portentosa. Llegada preciosa, emocionante y sobre todo muy linda pensando en el futuro inmediato, el del Gran Premio del Madrid en su Centenario, ya que de pronto nos hemos encontrado con un candidato con el que no contábamos, este Putumayo que en nuestras modestas tablas de valores ha crecido en lo que va de año ocho kilos en sus tres salidas victoriosas y en cuyo origen cuesta ver la aptitud a la distancia, pero además se ha puesto en la pole position el ganador de la edición de 2018, un Zascandil que causó una inmejorable impresión en su regreso a la competición después de once meses de ausencia, y se incorporó definitivamente a la carrera el citado Atty Persse, una baza además muy importante, dada su forma de correr, para para el desarrollo y el desenlace del Gran Premio y, por supuesto, para el espectáculo. En el reverso de la moneda, Tregua (Motivator), que nunca fue en carrera y no tuvo nada que ver con la del otoño pasado. Mucho tendrá que cambiar si quiere estar el 29 en disposición de pelear con los que se disputaron este Premio Rheffíssimo y los Hipodamo de Mileto (Falco), Tuvalu (Schirocco) y algún otro que pueda unirse a esta pelea.

Como preámbulo de los dos días fuertes de cierre de la temporada de Primavera, Hipódromo de La Zarzuela ya ha adelantado la jornada del Urquijo, elevado a categoría A y con 24.000 € para el ganador, a la tarde del sábado (18.30 horas la primera carrera). Este ciclo de tres sábados consecutivos se ha dado en llamar el Horse Racing Festival de junio, un claim que da continuidad al Play Turf – Madrid Horse Racing Experience en el que se basó el inicio de la recuperación del público que ya el año pasado era una realidad consumada y este año es motivo de felicidad, viendo un día tras otro el hipódromo madrileño lleno de gente y de vida. El programa deportivo de este primer sábado (pinche aquí para descargarlo), sin embargo, ha quedado deslucido por la escasa participación (46 partants en seis carreras, y dos ya se han retirado), con una propuesta que normalmente debería haber sido para una participación muy numerosa: una carrera para dos años debutantes, un hándicap dividido, un maiden para tres años, el citado Urquijo y finalmente el Terborch, uno de esos hándicaps de calidad que en los dos últimos años se han multiplicado en el programa madrileño, reclamos para los caballos que no llegan a los grandes premios y que con sus 10.000 € al ganador previsiblemente debería tener bastantes más que los seis participantes con los que va a contar. Con todo, es el día para reencontrarse con las carreras en horario de tarde (para las que fue construido y orientado este hipódromo), un buen ensayo para las dos jornadas vespertinas-nocturnas que se avecinan con motivo del Carudel y el GPM, y como venimos diciendo, seguro que ofrecerá un buen espectáculo, como no puede ser de otra manera con Presidency (Oasis Dream), Antonella (Dream Ahead) y Coco City (Elusive City) en pista en el Urquijo. A disfrutar.

Próxima jornada 15 6
Pronósticos para el sábado 15